He hablado antes en este blog de lo que es el hígado graso, y el motivo por el que con el alcohol empeora bastante. Lo cierto es que el alcohol y el hígado no se llevan nada bien, y tener problemas de salud es casi inevitable si se bebe durante mucho tiempo. Todos los órganos en nuestro cuerpo se ven afectados por esta droga social, pero el hígado es de los que más sufren. Créeme si te digo que lo que menos quieres en este mundo es hacerle daño a tu hígado. Solo tienes uno y como le pase algo, estás en un problema muy gordo.

El hígado tiene muchas funciones importantes que hacer, donde la más importante es coger la parte nutricional de los alimentos y eliminar lo que sobra. Cuando comes o bebes algo, el hígado lo filtra para sacar todo lo que puede ser transformado en energía. De las muchas cosas que hace, es asegurarse de que estamos sanos y fuertes con lo que consumimos. Intentará exprimir lo mejor de cualquier bebida o alimento que tomemos, sin cuestionar como lo hagamos.

Nosotros decidimos lo que el hígado tiene que filtrar

limpiar el higado de alcohol

¿Por qué crees que los médicos y expertos en alimentación siempre nos dicen que cuidemos nuestra dieta? Nuestro organismo es una máquina que trabaja para nosotros, pero nosotros decidimos como lo hace. El alcoholismo es uno de los peores enemigos que tiene el hígado porque no le da ningún beneficio. Incluso bebiendo con moderación, el hígado puede acabar con problemas. Imagina las consecuencias si se bebe en exceso durante años.

Uno de los problemas que tiene beber mucho alcohol es dañar el hígado y no saber hasta que punto está dañado. Este importante órgano no tiene terminaciones nerviosas por lo que puede tener problemas y no dar señales claras de ello. ¿Cómo conocer síntomas de hígado enfermo por alcohol? Es lo que mucha gente pregunta si sabe que se ha pasado con el alcohol o lo lleva haciendo durante mucho tiempo.

Como también he mencionado varias veces, el hígado se puede considerar un súper órgano, ya que tiene una capacidad increíble de repararse solo. Se puede decir que es el órgano más duro y resistente de todos los que tenemos. Aun así, tiene un límite y contra el alcohol tiene la batalla perdida a largo plazo. Por supuesto que existen otras causas que dañan el hígado, pero el alcohol está primero en la lista de culpables. De hecho, más del 30 por ciento de las muertes por fallos en el hígado es por el alcohol.

¿Cómo ataca el alcohol al hígado?

como limpiar el higado del alcohol

Aunque ya lo he dicho, lo comentaré de otra manera: El hígado filtra y usa lo mejor de lo que consumimos, y elimina los tóxicos de nuestro organismo. De hecho, impide que sustancias venenosas lleguen al flujo sanguíneo y afecte a otros órganos. Sin embargo, cuando se bebe en exceso durante meses o años, las toxinas no se pueden eliminar correctamente.

El hígado es como una enorme esponja que necesita mucho agua para hacer su trabajo. El alcohol es un diurético, lo cual significa que hace orinar mucho y tiende a deshidratar nuestro cuerpo. Esto agrava el esfuerzo que tiene el hígado para eliminar el tóxico etanol que contienen las bebidas alcohólicas. Si ya de por si el hígado lo pasa muy mal eliminado el alcohol, con la deshidratación todo empeora mucho.

¿Qué pasa cuando un coche no tiene aceite y viajas mucho con el? Al final alguna pieza se romperá al no estar el sistema bien engrasado. Lo mismo le pasa al hígado con la falta de agua. Se pueden estar años bebiendo alcohol y pasando periodos de deshidratación, y el hígado hará todo lo posible para aguantar. Sin embargo, al final los problemas llegarán.

¿Qué acaba pasando con el tiempo al beber mucho alcohol?

cuanto tarda en recuperarse el higado del alcohol

La forma en que tiene el alcohol de dañar nuestro hígado es lenta pero inexorable. En algunas ocasiones da alguna señal, pero normalmente lo hace de forma silenciosa. Esto es un problema grande porque cuando se notan los daños, muchas veces es porque el hígado ya está muy dañado.

El hígado se va reparando solo y lo cierto es que lo hace muy bien. Sin embargo, con el paso de los años se forman una especie de cicatrices en el órgano en forma de “parches”. Al poder regenerarse va supliendo las células que se mueren por otras nuevas. Sin embargo, al beber mucho alcohol no da tiempo a regenerarse correctamente y se crean estos parches que no tienen ninguna utilidad. Dicho de otra manera, las partes del hígado regeneradas no hacen las funciones normales que deberían hacer.

Estos esfuerzos que hace el hígado por hacer su función van debilitándole si se sigue bebiendo alcohol en exceso. El problema es no es capaz de filtrar bien todo lo que le llega y se acumula la grasa. Se produce lo que todo el mundo conoce como hígado graso, lo cual es la antesala de problemas más graves. Incluso si no se desarrolla una cirrosis o un fallo general de las funciones, el mal filtraje del órgano puede afectar otras funciones del cuerpo y provocar otros problemas de salud.

Cuando el hígado ya no puede más, los parches que va poniendo ya son demasiados y superan la las partes sanas que quedan del órgano. El hígado se convierte en órgano lleno de “remiendos” que apenas puede filtrar nada. Es cuando la fibrosis que ha causado el alcohol provoca patologías graves como son la cirrosis. Es uno de los problemas más graves y comunes en los alcohólicos. Las malas noticias es que una vez que llega la cirrosis, es irreversible. El hígado ya no puede regenerarse más y las consecuencias suelen ser desastrosas.

Síntomas de hígado enfermo por alcohol

dolor higado alcohol

Creo que ha quedado claro que lo mejor para evitar todos estos problemas es dejar de beber alcohol de inmediato. Por desgracia, no todo el mundo lo hace hasta que es demasiado tarde y los problemas no se solucionan tan fácilmente. Por tanto, un importante factor es saber detectar los síntomas de hígado enfermo por alcohol antes de que todo empeore.

Como se ha dicho al principio del artículo, uno de los problemas es que el hígado no suele avisar de que está dañado. No tiene terminaciones nerviosas y eso hace que no haya señales de que las cosas van mal. Algunas veces se producen dolores en el lado derecho del abdomen, lo cual nos puede estar avisando de algo. Sin embargo, no es el hígado lo que realmente duele, sino que al inflamarse roza con otras partes del abdomen produciendo este dolor.

¿Qué síntomas de hígado enfermo por alcohol deberían preocuparnos? Para empezar, cualquier tipo de malestar que produce beber alcohol debería hacer saltar las alarmas. La gran mayoría de adictos al alcohol no tienen esta posibilidad al estar tan enganchados a esta droga.

El simple hecho de beber alcohol de forma abusiva ya provoca la aparición de muchos síntomas de malestar. Lo que pasa es que un alcohólico lo asumirá como algo normal, ya sea por las resacas o una consecuencia necesaria de las “fiestas”.  Algunos de esos problemas que suelen culparse a haber bebido demasiado el día anterior, puede ser el hígado avisándonos de que está en apuros. Nos está diciendo que dejemos de beber alcohol porque tiene problemas para filtrarlo.

¿Qué síntomas deberíamos tener en cuenta que pueden estar relacionados con el consumo del alcohol? Estos son algunos que no deberías dejar pasar por alto:

  • Vómitos frecuentes junto a nauseas y ligeros mareos. Aunque puede estar relacionado con la tensión alta o baja, un hígado enfermo también provoca estos síntomas.
  • Estar bajos de energía y con apatía para hacer cosas.
  • Dificultad para concentrarse y pensar claramente, incluso cuando se llevan muchas horas sin probar el alcohol.
  • Cambios en la tonalidad de la piel, sobre todo en la cara. Una señal es cuando la gente te dice que estás más moreno o te pregunta si has tomado el sol sin haberlo hecho. Realmente no es un “moreno” sino una tono amarillento que se le parece.
  • Como ya se ha dicho, los dolores abdominales en el lado derecho pueden ser signo de que el hígado está inflamado.

Estos son solo algunos síntomas que pueden ser más evidentes, y no hay que dejarlos pasar de largo. El hígado es uno de los órganos más importantes que tenemos y no queremos que deje de funcionar. Todos los síntomas que se han descrito pueden ser el principio de problemas más graves como son la acumulación de líquidos en el abdomen, problemas renales, formación de coágulos que pueden afectar al corazón, cerebro y otros órganos, etc.

Limpiar el hígado de alcohol

señales de higado dañado

Si ya sospechas de que tienes síntomas de hígado enfermo por alcohol, hay que empezar a actuar cuanto antes. Por supuesto, lo primero es no probar ni una gota de alcohol. Lo primero es ir al médico y contarle con honestidad todo lo que bebes. Lo más seguro es que te hagan una analítica de sangre y un examen del hígado mediante una ecografía. Con estas simples pruebas el médico puede tener una idea de lo que está pasando. Si lo ve más conveniente te enviará a un especialista para hacer más pruebas.

Dependiendo de los daños que tenga el hígado, el médico tomará la decisión de lo que hacer. Si los daños no han sido muy grandes, usualmente dará un tratamiento basado en una dieta equilibrada, vida saludable y por supuesto no beber alcohol en absoluto. Normalmente no se prescriben medicamentos porque suelen ser malos para el hígado al hacerlos trabajar más.

Te preguntarás ¿cuanto tarda en recuperarse el hígado del alcohol? Todo depende del daño causado, y es por esto que se tiene que ir al médico. Si se han detectado los síntomas que he mencionado antes, usualmente no es demasiado tarde para que el hígado se recupere sin problemas. Las buenas noticias es que en la mayoría de los casos el hígado se recupera del todo y es fácil prevenir los problemas.

La mejor manera de como limpiar el hígado del alcohol es pensar y planificar en serio dejar el alcohol para siempre. Hacer deporte, comer sano y todas esas cosas que se suelen decir, están muy bien. Sin embargo, todo se reduce a no beber alcohol y no cargar al hígado con un trabajo que acabará haciendo que se dañe sin remedio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here